Cuatro usos de la sábila que mejorarán tu salud

472
pixabay.com

La sábila, también conocida como aloe vera, es una planta oriunda de África, Madagascar y el Oriente Próximo, aún cuando se ha expandido por todo el mundo. Muchos de nosotros la tenemos en nuestras casas ya que es hermosa, pero no sabemos todo lo que ella puede brindarnos para mejorar nuestra salud.

Para las heridas y quemaduras: La sábila es excelente, ya que tiene propiedades antiinflamatorias y antibacterianas, detiene rápidamente el sangrado, y es un regenerador de células por excelencia. Debe cortarse y aplicarse directamente el gel de la penca sobre la herida o quemadura, luego de que haya sido previamente lavada para retirar el yodo del cristal.

Como remedio para la gastritis: el jugo de la sábila es ideal para prevenir y mejorar las úlceras estomacales e intestinales, la gastritis y suavizar el ácido estomacal. El jugo se prepara pelando una penca de sábila recién cortada, la cual debe lavarse muy bien para quitar el yodo que lo torna amargo. Posteriormente se licúa con agua y miel, y es muy utilizado agregando además una porción de lechosa (también llamada papaya en algunos países) y agua de linaza. Debe tomarse al momento de ser preparado.

Para combatir la diabetes: La sábila regula la glucosa en el organismo, y estimula la secreción de insulina, por lo que es considerada un antidiabético natural. La toma de su jugo o solo su pulpa durante dos meses, puede disminuir el cincuenta por ciento de azúcar en la sangre.

 
50% completado
¿Dónde Quieres Recibir la Guía?
Tu email jamás será compartido con nadie

Como antiviral: incrementa el sistema inmunológico, fortaleciendo las defensas, y así ayudando al cuerpo a vencer los virus. Se dice que ha sido beneficioso para el tratamiento del Virus del Papiloma Humano, tanto en el reforzamiento de las defensas como en la eliminación de verrugas al untar el gel de sábila en ellas directamente.

Como regenerador de la piel: su gel es muy utilizado para la piel de la cara, ya que estimula la formación de células, y así puede eliminar manchas, prevenir arrugas y flacidez, aclarar la piel curtida, suavizar la piel áspera, entre otros. Suele aplicarse extrayendo el cristal de la planta, lavándolo, y licuándolo solo. Luego agregar 5 gotas de agua de rosas, y algunas personas añaden un punto de miel. Mezclar, aplicar como mascarilla en la cara, y retirar con agua tibia luego de 15 minutos.

Estos usos harán tu vida más fácil y sana. La próxima vez, antes de tomar alguna pastilla o medicamento, ve a tu jardín y usa la penca de sábila; nada mejor que lo natural para la salud.

 

 

Dejar respuesta